Virtxo no para

https://www.facebook.com/virtxonopara

V Triatlón de la Mujer de Donostia

Ya está hecho, soy triatleta.

Aunque la prueba de ayer me ha dejado un sabor agridulce, ya que lo hice bastante mal, mucho peor de lo que esperaba, sinceramente. Sabía que mi punto débil era el agua, pero no esperaba salir de nadar entre las últimas como al final sucedió.

La verdad es que ayer no era mi día, después de arrastrar problemas de salud bastante serios desde el jueves que hasta la madrugada anterior me hicieron preguntarme si en vez de ir a Donosti no debería ir mejor a urgencias, debido a un inoportuno brote de colitis ulcerosa. El caso es que a cabezona no me gana nadie y al final decidí intentarlo, con la condición de retirarme si me encontraba demasiado mal.

De todas formas, esto no es excusa, porque hubo otros muchos errores de novata que hoy veo con más claridad. Por ejemplo, haber entrenado exclusivamente en piscina, sabiendo que me angustiaba nadar en el mar; o llevar el neopreno y decidir no usarlo en el último momento, sabiendo que el agua estaba a 16º C.

SONY DSC

El caso es que tras dar la salida, me lancé al agua con muchas ganas, pero enseguida comencé a sentirme agobiada: el agua helada, sin visibilidad y rodeada de tanta gente; no conseguía coordinar la respiración y me desorientaba constantemente. Me bloqueé. Varias veces, viendo la Zodiac tan cerca, estuve tentada de abandonar. Pero como ya he dicho antes, a cabezona no me gana nadie y empecé a repetirme a mí misma “sal del agua como sea“. Y así conseguí salir del agua, entre las últimas nadadoras, completamente aterida de frío.

SONY DSC

Llegar hasta la bici fue un suplicio, estaba completamente agarrotada por el frío y bloqueada mentalmente por la mala experiencia del agua, pero por eso mismo sabía que debía esforzarme al máximo pedaleando y corriendo.

SONY DSC

Conseguí hacer la transición bastante rápido y nada más empezar a pedalear ya me sentía bastante mejor, entrando en calor y recuperando algo de fuerza. Así pude remontar algunas posiciones y llegar a la parte de carrera con una mentalidad más positiva. Los 2 kilómetros de carrera fueron la parte que más disfruté, pero se pasaron tan rápido, que apenas me dio tiempo a saborearlos.

SONY DSC

SONY DSC

Hice la entrada en meta en un tiempo de 49:52, muy mal resultado, que me deja una sensación agridulce: agria, porque inevitablemente lo vivo como un pequeño fracaso, después del tiempo que he dedicado a entrenar la natación; dulce, porque a pesar de encontrarme muy baja de fuerzas, he conseguido terminar, enfrentándome a algo que me daba miedo. En cualquier caso, como dice el proverbio: “Se aprende más de una derrota que de cien victorias“. Y en esas estamos, haciendo balance y sacando conclusiones del día de ayer.

SONY DSC

SONY DSC

La primera conclusión es que a corto plazo no me apetece repetir un triatlón jajaja. Pero quizá más adelante, entrenando mejor la natación en el mar, podría replanteármelo. La verdad es que es muy divertido combinar 3 deportes diferentes en una misma prueba. También me ha parecido muy curioso el tema de las transiciones (cuánta organización para hacerlo todo rápido y bien) y el reglamento tan estricto que tiene este deporte (incluso en una prueba popular como esta).

SONY DSC

En cualquier caso, como toda nueva experiencia, ha merecido la pena vivirla.

Anuncios

13 comentarios el “V Triatlón de la Mujer de Donostia

  1. yolanda rodriguez
    1 julio, 2013

    sensación agridulce? por que? yo lo que veo es a una ganadora, has conseguido terminar y además te has demostrado a ti misma que con esfuerzo y espíritu de lucha puedes con ¡¡ TOOODO¡¡¡.

    • Virtxo
      1 julio, 2013

      Gracias, hermana. Está claro que en las condiciones que iba y con lo mal que lo pasé en el agua, si terminé fue por pura cabezonería y sacando fuerza de la rabia que me daba. Pero me fastidia haber hecho tanto entrenamiento en piscina para nada, bueno para la próxima ya se lo que toca: nadar en el mar. Eso sí, para la próxima tendrá que pasar una temporada muy larga jajaja

  2. katagorri
    1 julio, 2013

    Egunon Virtxo,

    Te entiendo perfectamente. Bueno, ya sabes que abandoné. Está claro que hay que meterse en el mar a entrenar. No soy tan cabezota como tú.
    Yo creo que no haré más triatlones (creo).
    Zo

  3. katagorri
    1 julio, 2013

    Se corta al escribir. Zorionak!!! A mi me das mucha envidia (sana, eh?)

  4. Virtxo
    1 julio, 2013

    Aupa Katagorri!
    Siento mucho que tuvieras que abandonar, pero te entiendo perfectamente, yo estuve a punto varias veces, sobre todo antes de llegar al primer gabarrón, cuando íbamos todas nadando en grupo, con tantos golpes y chapoteos, sin poder ver nada, ni respirar en condiciones… bufff… ¡qué sensación más agobiante! Después me fui quedando atrás y al ver un hueco por delante para poder nadar, me animé un poco y decidí continuar como fuera. A ratos nadaba a crol, a ratos braceaba para orientarme, respirar mejor y tranquilizarme. El frío me dejó muy tocada también, creo que fue una mezcla de frío y ansiedad lo que me bloqueó. Es duro, eh?
    Ahora mismo, yo tampoco tengo ganas de repetir la experiencia, pero más adelante, cuando se me pase un poco el “mal trago”, igual me animo otra vez. Eso sí, hay que entrenar en el mar, solo con piscina no haces nada, porque las sensaciones son muy diferentes, ¿verdad?
    Anímate guapa, yo creo que solo intentarlo ya tiene un mérito enorme, piensa que mucha gente ni siquiera se atreve a probar un triatlón en su vida. Y quién sabe, quizá más adelante lo vuelves a intentar y te sacas la espinita. Musu handi bat!

    • lideazkue
      1 julio, 2013

      Virtxo, pues yo os considero dos txapeldunas a las dos, porque a ver cuántas mujeres se animan a probar un triatlón, para empezar, y encima con problemas de salud como ibas, Virtxo. Yo también estaba aún tocada del trancazo, pero al final tuve fuerzas, aunque no pensaba que un triatlón tan corto iba a ser tan duro, ¡me quedé sorprendida! Aquí va mi relato:

      Si os consuela, yo también LO PASÉ FATAL en el agua, fue una experiencia dura y bastante desagradable, para mí fue pura supervivencia, a tirar palante como fuera, tragando agua y a tortazo limpio cada vez que intentaba estirar los brazos, incluso alguien me agarró del pie y pensé que me habían quitado el chip, tuve que parar una vez más para comprobar que estaba en su sitio. Todo el rato paraba y arrancaba, me quedaba quieta para dejar sitio con la de adelante, pero la de atrás se me venía encima y en cuanto empezaba a nadar ya me chocaba otra vez con la de adelante, y con las de los lados todo el tiempo. Fui a dos brazadas, intenté ir a tres hacia la mitad, pero me desorientaba y estaba demasiado angustiada, no me daba la respiración.

      Salí del agua bastante desmoralizada y habiéndolo pasado bastante mal, la verdad. Y ahora estoy bastante achantada para nadar las travesías de Ondarroa y la Getaria-Zarautz, ¡como sean así me muero!

      Luego la primera transición yo también con los dedos agarrotados, tardé una eternidad en atarme el casco, ¡qué desesperación! Pero en bici me vi muchíiiiisimo mejor de lo que esperaba, incluso adelanté a muchas, pero como no conozco mi rendimiento en bici, no fui a darlo todo por miedo a petar o a que se me cansaran demasiado los cuádriceps, que no los tengo acostumbrados a pedalear. Disfruté mucho de la bici, fue una sorpresa para mí. Si hubiera sabido que iba a quedar tan adelante en la clasificación, me hubiera esforzado un poco más, joe!

      En la segunda transición, me llevé la desagradable sorpresa de que mi “vecina” había colgado su bicicleta casi en mi sitio, y entre su bici y el poste que había no tenía sitio para colgar la mía, y como no podía mover su bici con una mano y sujetar la mía al mismo tiempo, opté por colgarla más allá de la suya, que habiá mucho sitio. Pues vino una juez y me hizo darle la vuelta a la bici y colgarla otra vez del otro lado, diciendo que ese no era mi pasillo y no sé qué, pensó que yo era del pasillo de enfrente. Le expliqué que la había puesto ahí porque no tenía sitio, y mientras ella seguía echándome la bronca, salí corriendo sin hacerle más caso, porque me hizo perder un montón de tiempo discutiendo que si la bici pallá o pacá, aaaaaggggrrr… Luego supe que te pueden sacar tarjeta roja y descalificarte, ostras, yo no tenía ni idea!!!

      Y corriendo di lo que tenía, pero qué sensación tan rara, iba a tope de caja y parecía que iba con muletas, como si no pudiera acelerar. Me han comentado que es bastante normal, después de ir rápido en bici, luego corriendo te parece que vas lentísimo. Adelanté a unas cuantas también corriendo y terminé mucho más adelante de lo que a mí me había parecido, yo pensaba que iba entre las 30 primeras como mucho… Y al final con trofeo, eso sí que no me lo esperaba, ¡¡me fui a casa más contenta que una cría el día de Reyes!!!

      En fin, ha sido una experiencia más dura de lo que esperaba pero bonita, y como me van los retos, pues ya estoy mirando el triatlón de Zumaia el 7 de septiembre, a poder ser, ¡un poco más entrenada en bici! Le pediré una bici de segunda mano al Olentzero, a ver si el año que viene me atrevo a probar un sprint, ya veremos…

      Por cierto, Virtxo, qué fotos más chulas, ¿sabéis si han colgado fotos en algún sitio? Yo solo tengo un par y ninguna del podium…

      Lide

      • Virtxo
        1 julio, 2013

        Yo iba resignada a sufrir en el agua, sabiendo que era mi “fobia” personal nadar en el mar, pero no pensé que iba a ser tan duro, la verdad… bufff… veo que todas lo pasamos fatal. Como tú dices, pura supervivencia entre tantas manos y pies arreando alrededor. Está claro que el segmento de agua es el hueso del triatlón, habrá que meterle más caña al tema si me planteo hacer otro algún día.
        Yo en la bici también remonté unas cuantas posiciones y corriendo otras cuantas. En carrera me encontré muy cómoda, al fin y al cabo es lo mío, y además algunos días había entrenado correr después de hacer spinning, para ir haciendo las piernas.
        Me ha gustado mucho leer tu crónica. A mí también me sorprendió que fuera una prueba tan dura a pesar de ser corta, y lo estrictos que eran los jueces para una prueba popular (comprobando el material al milímetro, mirando que lleváramos el casco abrochado, etc.). Ojo, no lo veo mal, hay que saber cómo va el tema por si algún día hacemos alguno más.
        Yo te animo totalmente a que hagas ese tri de Zumaia, está claro que lo hiciste muy bien y si encima le metes más caña a la bici ya vas a estar imparable. Además Olentzero no va a poder negarte esa bici después de haber hecho podio en tu estreno, no? Más merecida imposible.
        Sobre las fotos, acabo de leer en Facebook de la prueba que las publicarán en cuanto las tengan preparadas. Esta es la dirección:
        https://www.facebook.com/triatlonatleticoss?ref=stream&hc_location=stream
        A ver si las ponen pronto.

  5. Gonzalo
    1 julio, 2013

    Hola Vir:
    Mis mas que merecidas enhorabuenas, eres una campeona, todo un reto que tenias por delante y encima fastidiada de salud y lo consigues. Lo de la marca es lo de menos, lo mas importante es que lo has logrado. Ahora a por otro reto, quizas unas series que no te dejen las piernas hechas polvo, jajaja.

    De nuevo mis ZORIONAK mas grandes, TXAPELDUNA

    • Virtxo
      1 julio, 2013

      Eskerrik asko, Gonzalo!
      Se hizo lo que se pudo, que no es poco jajaja
      Ya tengo otro retro por ahí pululando, ya os contaré ya…

  6. Amaia
    1 julio, 2013

    ESA TRIATLETAA!!!!!! Enhorabuena!!! Tienes mucho merito sobre todo por meterte al mar sin neopreno!!! yo no lo cuento si lo hago…… entrenando un poco mas seguro que tus sensaciones cambian mucho…ademas no habías entrenado en el mar que no tiene nada que ver con nadar en la piscina…ni tampoco las transiciones…..Anímate!!!! que la próxima sera mejor…
    De estas son de las que se aprenden, y con el tiempo yo por lo menos lo he agradecido….se aprende mucho …..yo casi todo…..aunque de vez en cuando alguna cosa se me olvide jajajajaja….

    • Virtxo
      1 julio, 2013

      Eskerrik asko! Tienes razón, Amaia, ha sido una gran lección. Si tuviera que hacerlo hoy, desde luego cambiaría unas cuantas cosas, empezando por el neopreno jajaja con lo friolera que yo soy… ya veremos si me animo a hacer otro tri. Tiempo al tiempo 😉

  7. Pingback: Un 2013 a la carrera | Virtxo no para

  8. Pingback: Un capítulo acaba y comienza el siguiente, pero la historia continua | Virtxo no para

Cuéntame algo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 30 junio, 2013 por en Carreras, Triatlón.
A %d blogueros les gusta esto: